Buscar
  • Viva la Pesca

El decreto de Áreas Naturales Protegidas y la pesca en México, ¿qué necesitas saber al respecto?


En los últimos años se ha popularizado términos como Áreas Naturales Protegidas –ANP– y sustentabilidad ante una apabullante llamada de atención por parte del Calentamiento Global. Ante esta sensibilización sobre temas del medio ambiente, hemos empezado a conocer lo importante que implica la protección de la biodiversidad en el planeta, sin embargo, ¿eso cómo influye tanto en la pesca como en el consumo de pescado y mariscos en nuestra cotidianidad?


Para responder a la pregunta, necesitaremos primero especificar qué son las ANP. Según la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad de México, las áreas protegidas son “una herramienta de conservación que cumplen varios objetivos y proporcionan una multitud de beneficios tanto para los pobladores de zonas aledañas como para la región, el país y el planeta”; y ayudan a: a) mantener la fauna y flores silvestres, b) mantener paisajes naturales, c) mantener procesos ecológicos como carbón, agua y suelo, d) ser testigos del cambio, e) proporcionar oportunidades de recreación; f) representar posibilidades educación; g) ser sitios de investigación científica.


Entre otros beneficios de las ANP se encuentran el desarrollo de actividades económicas productivas sustentables, ya que permiten no sólo el cuidado del ecosistema marítimo, también la apertura a oportunidades económicas para la población local. De hecho, las APN respetan los derechos de pesca actualizando las medidas de regulación y los instrumentos ambientales aprobados para las actividades. Esto es posible gracias a que las ANP se gestionan de manera tanto ordenada como sostenible y con planes participativos con la población local. En otras palabras, lo que las APN permiten es que continúe el desarrollo económico a través de la pesca sustentable y los cuidados necesarios para el bienestar de la biodiversidad en el país y el mundo.


De hecho, en México existen 176 Áreas Naturales Protegidas, de las cuales 68 se encuentran en ecosistemas marinos y litorales. En estas zonas, la PROFEPA se encarga no sólo de verificar el cumplimiento de la legislación ambiental vigente, también de contribuir a la conservación y el aprovechamiento sustentable de los recursos naturales. Esto ha logrado un incremento en la actividad pesquera de diferentes comunidades a lo largo del país, y un mayor bienestar de los ecosistemas marítimos.


En el país, las APN marinas son:

– las zonas como las Reservas de la Biósfera Archipiélago de Revillagigedo,

– Banco,

– Chinchorro,

– Alto Golfo de California y Delta del Río Colorado,

– Complejo Ojo de Liebre,

– Arrecifes de Sian Ka’an,

– los Parques Nacionales Arrecife Alacranes, Arrecifes de X’calak

– y 16 playas de anidación de tortugas marinas.



http://cepanaf.edomex.gob.mx/areas_naturales_protegidas

https://www.gob.mx/conanp/que-hacemos

https://www.profepa.gob.mx/innovaportal/v/1380/1/mx.wap/areas_naturales_protegidas_marinas_y_litorales.html

https://peru.oceana.org/es/blog/mitos-y-verdades-sobre-las-areas-marinas-protegidas

https://www.biodiversidad.gob.mx/ecosistemas/ecosistemas.html

0 vistas

©2018 Viva La Pesca 
Derechos reservados. Web design vejart

Síguenos: